Elegir bien a los enemigos…

10 10 2008

Porque el mas duro puede ser quien conozca mejor tus debilidades.

O al menos es mi motto ahora.

Mi mamá revolviendo cosas viejas para tirar/regalar encontró una bitácora que llevaba cuando tenía unos 10 años.

Casi me había olvidado que cuando no tenía internet ni PC tenía un blog sin lectores 😛

Obviamente mi mamá no conoce el término “privacidad”, ergo, leyó lo que escribía y no tuvo mejor idea que llevar su descubrimiento a la mesa. Como es de esperarse mis escritos eran similares a este blog, sólo que mi estupidez a esa edad era mayor, claro está.

Bueno, mas inocente, mas estúpido pero no me leía nadie, :mrgreen:

Así que sigan mi consejo, si no quieren quedar nunca en ridículo no jodan a sus madres, múdense lejos y si no les queda otra las internan en un geriátrico.